El gobierno español sirve a cualquiera excepto a los ciudadanos

El gobierno español provoca vergüenza ajena un día sí y otro también. Es lo que tiene la mezquindad y actuar como el lacayo del gobierno de Estados Unidos. No solo soportamos la tiranía de la Troika sino que somos el asistente de Obama y compañía en Europa. La soberanía e independencia de este estado son dilapidadas por los mismos a los que se les llena la boca de ¡España, España, España! Lo ocurrido con el presidente boliviano, Evo Morales, es gravísimo. La actuación servil, arrogante y propia de un patán del embajador español en Austria, Alberto Carnero, tratando a Evo Morales como si fuera un cualquiera y faltando el respeto a todo un país libre y soberano como es Bolivia, merece la más absoluta reprobación por parte de los ciudadanos del estado español, que deben desmarcarse del comportamiento inaceptable de este gobierno que, por supuesto, no nos representa. El propio Evo Morales relata cómo este siervo de las FAES y acólito de Aznar  le pide que le invitara a tomar un café en el avión con el objetivo oculto de comprobar si Edward Snowden estaba dentro. Evidentemente este personaje no sirve para espía. 

Este suceso nos indica varias cosas:

1. El desprecio que la mal llamada madre patria tiene hacia los países sudamericanos. Jamás en una situación parecida hubieran impedido el vuelo de un avión de Estados Unidos, con o sin Obama dentro. El intento patético del embajador español de acceder al avión es también un ejemplo de la condescendencia y la minusvaloración con la que tratan a dirigentes latinoamericanos.

2. El seguidismo, servilismo y colaboración con los asuntos no solo internacionales sino también internos de los Estados Unidos. No solo del estado español sino del resto de países europeos que cerraron sus espacios aéreos al avión presidencial boliviano, sin importarles saltarse las normas internacionales como también hicieron estos gobiernos, como el de Aznar y Zapatero, cuando autorizaron a la CIA sobrevolar esos mismos países llevando a personas detenidas ilegalmente. En concreto en el estado español hubo 68 escalas en aeropuertos españoles realizadas por aviones operados por la CIA. Esta es la hipócrita doble vara de medir. 

3. El desprecio a la libertad de expresión y de información y la colaboración en la persecución de personas que revelan información de elevado interés público. Snowden debería tomar nota de que el gobierno del Estado Español actúa bajo las órdenes del gobierno de Estados Unidos. No es de fiar, como bien sabemos las personas que sufrimos su mal gobierno.

4. Al gobierno español le importa muy poco que los Estados Unidos hayan espiado a gobiernos, organizaciones y personas en Europa y en el Estado Español. Esto sí es grave y hasta el momento no han pedido ninguna explicación ni iniciado ninguna investigación. Es revelador que lejos de hacerlo colaboren en la captura y secuestro de Edward Snowden.

Por sus acciones les conocerás.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s