La imagen de España en el exterior

Este parece que es uno de los gobiernos más preocupados por la imagen de España en el exterior. Pero solo lo parece. Lo que sí es, es el gobierno que más veces expresa su preocupación por la imagen que se transmite al mundo. No se cansan se decirlo lo cual sugiere que forma parte del argumentario oficial de los miembros del gobierno y de los dirigentes del Partido Popular. En realidad es solo eso, una frase para conjurar las protestas que día a día aumentan ante la continua degradación de los servicios públicos y de las vidas de las personas que viven en el Estado Español. Protestar ante el desmantelamiento gradual de la sanidad y de la educación pública. Protestar ante la avaricia y la usura de la banca y los más de 500 desahucios que se producen cada día. Protestar ante la connivencia con los poderes económicos y la prevaricación de las autoridades publicas y políticas, favoreciendo intereses ajenos a la ciudadanía. Protestar ante la deuda ilegal e ilegítima, el arma de destrucción masiva utilizada por la banca contra los Estados y contra las personas. Protestar por la ausencia de independencia y pluralidad en los medios de comunicación, controlados por las influyentes fuerzas reaccionarias de los grandes emporios empresariales y económicos. Protestar ante la conversión en un estado policial y autoritario, en el que la represión es un instrumento de domesticación de la población cada vez más utilizado. Por todas estas protestas, el Partido Popular y su fatídico gobierno consideran que se perjudica la imagen de su España en el exterior. Mientras las mentiras, la corrupción y la ineptitud que forman parte del ADN de la derecha española no son perjudiciales. Lo perjudicial es la reivindicación que los ciudadanos hacen día tras día de su dignidad y de sus derechos. Pero no nos olvidemos de una cosa. Su España, esa palabra con la que tanto se les llena la boca, no es nuestro Estado Español. Es esa España gris, rancia, cristiana, moral, nacionalista, cutre, injusta, caritativa, violenta, insolidaria, uniforme y aburrida por la que tanto daño han provocado a lo largo de nuestra historia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s