Mentirosos

El Partido Popular es continuista con respecto a la política económica del Partido Español (sin socialismo ni obrerismo). ¿Quién nos dice que el Partido Español no hubiera hecho lo mismo? Ya nos sorprendieron con la práctica de políticas neoliberales desde el argumento de que “no hay alternativa” así que no sería de extrañar que hubieran justificado de la misma manera las medidas que actualmente practica el Partido Popular. Es verdad que a priori no se plantearían cambiar la ley que permite el matrimonio entre personas del mismo sexo o retrotraer la ley de interrupción voluntaria del embarazo. Es verdad que la concepción de la sociedad del Partido Popular es retrógrada y profundamente irrespetuosa hacia los ciudadanos, lo cual provoca que los españoles no solo tengamos un problema con la crisis económica sino también con el modelo social y moral, propio del pleistoceno, de la derecha de toda la vida, es decir, la que surge de la dictadura española. Es verdad. Pero en cuanto a las políticas económicas ambos partidos siguen un guión establecido. No en vano los responsables económicos de ambos gobiernos eran y son personas de marcada tendencia derechista como Solbes, Salgado, Montoro o De Guindos. Incluso con respecto a este último nadie en su sano juicio le pediría consejo de dónde invertir el capital y ahí le tenemos de ministro de economía. De Guindos no está para generar crecimiento económico sino para implantar las medidas económicas dictadas desde la Europa neoliberal, por eso no han tardado en escucharse elogios a las medidas antipersonas impuestas por el gobierno español. Ahora nos cuentan una película de acción en la que se nos dice que la situación actual está creada por el anterior partido en el gobierno pero la realidad es que durante los últimos cuatro años de oposición no dejaron de frotarse los ojos ante las políticas del Partido Español. Ni que las hubieran ideado ellos mismos. Las acusaciones entre unos y otros entran dentro del teatro habitual de la política de bajos fondos que practican. La realidad es que ambos fueron responsables de la conocida burbuja inmobiliaria, que ambos partidos han tolerado políticas clientelistas y corruptas en las comunidades que han gobernado, que ambos han derrochado el dinero de los ciudadanos en conceptos alejados de los intereses del bien común, que ambos han aplicado políticas económicas que suponen el deterioro de los derechos laborales y del sistema público y que la única diferencia es que el Partido Popular está dispuesto a ir más lejos con la aplicación de medidas sociales retrógradas. La mentira es actualmente la estrategia política preferida de estos dos partidos. Unos en el gobierno y otros en la oposición. Unos desde “no hay alternativa” y otros desde “nosotros no haríamos eso”. La realidad es que el libro que manejan ambos ya está escrito. No engañan a nadie más que a los convencidos, que por desgracia aún siguen siendo demasiados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s